Sueños y ensueños

Hay que procurar ser muy cuidadoso con aquello que se desea. Muchos sueños se cumplen. Ocurre, sobre todo, antes de convertirse en pesadillas, que es el término que mejor describe el destino de las quimeras y las grandes ensoñaciones. Se nos dirá -«detente bala», gritaban, sin voz, los mudos y ancestrales escapularios de los viejos carlistas- que la absolutísima del Reverendísimo es toda una realidad. Y lo es: una evidencia aritmética. Una convención que, sin duda, rige en el Parlamento de las Cinque Piaghe pero, por desgracia para el afortunado y su tropilla, no funciona con esa misma exactitud en la calle. Conviene comprenderlo desde el comienzo: una cosa son las apariencias; otra, distinta, la verdadera esencia de las cosas. […]

La guerra del Antiguo Testamento

El indulto del caso ERE se presta a la misma reflexión que Tolstói hace en Anna Karenina sobre la contradictoria relación entre la dicha y la infelicidad dentro de las familias: todos tienen un común denominador –un delincuente es eximido de su pena por la decisión de un gobernante– pero distan mucho de ser idénticos. Tanto para los beneficiados como para quien los otorga. Esta regla explica el trasfondo de la medida de gracia que José Antonio Griñán, expresidente de la Junta de Andalucía, ha anunciado que solicitará una vez sea conocido –en su literalidad– el fallo del Tribunal Supremo que ratifica, en casi todos sus extremos, la sentencia dictada en noviembre de 2019 por la Audiencia de Sevilla.  Los […]

Banderas de rojo sangre

La visión directa del mal absoluto, sobre cualquiera que se sitúe a media o corta distancia, ejerce una extraña fascinación donde la repulsa y el interés (casi siempre culpable) cohabitan, no siempre con excesiva comodidad. La pensadora alemana Hannah Arendt lo describió a partir de una impresión categórica –la brutal banalidad del espanto– que contrasta con sus hondas y horrendas consecuencias. Es lo más desconcertante del terror: acontece de forma natural, casi como si Dios no existiera y la moral secular –esa vieja distinción entre lo correcto y lo criminal– fuera una mera invención de los hombres. Una estéril convención. Bastante de esto aparece en la historia de Abimael Guzmán y Sendero Luminoso contada por el escritor Santiago Roncagliolo en La […]

El realismo seco

Ya se sabe: en las campañas electorales se discute de (casi) todo salvo de lo que es realmente importante. La gente vota, los próceres obtienen su reválida y se garantizan la soldada durante cuatro años; acto seguido, todos comienzan a sestear hasta la próxima ocasión. Eso sí: ponen cara de una hondísima preocupación en cuanto acontece alguna desgracia, como sucedió en la etapa más crítica de la pandemia. En los últimos dos años la sanidad pública se ha dislocado por completo, sin que el Reverendísimo, más allá de inaugurar una vez, y otra, y otra más, el Hospital Militar de Sevilla, haya revertido la situación de fondo, que es estructural. ¿Va a hacerlo en estos cuatro años de absolutísima en […]

Las municipales y el cierre categorial

Se atribuye a Napoleón la sentencia que sostiene que para ganar cualquier guerra hacen falta tres cosas: dinero, dinero y dinero. El valor, como acostumbra a proclamarse en la milicia, aunque tal aseveración no sea cierta, se da por descontado. Con dinero puede fingirse e incluso comprarse. Ya saben: todo está en venta. Se conoce cómo se inician las batallas, pero su término tiene un perfil incierto. Un inevitable punto ciego. En las contiendas influyen los factores ambientales, materiales y espirituales, además de los (fatídicos) imponderables. Los socialistas andaluces, sumidos en el pozo negro del 19J, que otorgó a Moreno Bonilla una mayoría absoluta al tiempo que convertía a Vox en un actor irrelevante, dejándolos a ellos sin capacidad real de […]