Andalucía, viraje o espejismo

“El valor de una frase reside en la personalidad de quien la dice, porque nada nuevo puede ser dicho por un hombre”, escribe Joseph Conrad en Nostromo, una novela de 1904 que fabula sobre una intentona de secesión en la patria –imaginaria– de Costaguana a cuenta del control de una mina de plata. Las ‘derechas reunidas’ –PP-Cs-Vox– alcanzaron hace un año y medio el poder en Andalucía dando su palabra de que abordarían, entre otras muchas cosas –en su mayoría pendientes–, una reforma integral en la gran autonomía del Sur, un monstruo con mil caras cuya eficacia administrativa es más que cuestionable, aunque durante casi cuarenta años de gobiernos socialistas haya servido para practicar el arte del nepotismo –en el Mediodía la institución familiar goza de un asombroso prestigio– y tejer una red clientelar que persigue su propio beneficio, aunque sea a costa del interés general. Nada, por otra parte, que no haya sucedido (con variantes) en otros territorios.

Los Cuadernos del Sur en La Vanguardia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.